España es el segundo país de la Unión Europea (UE), sólo por detrás de Letonia, con mayor desigualdad económica entre sus habitantes y también el que cuenta con el sistema fiscal “menos efectivo” para reducir esa brecha, según el informe anual de la organización no gubernamental Oxfam Intermón. Según este estudio, “el 1% de la población española concentra más riqueza que el 70% más pobre”. Oxfam sostiene que “las políticas actuales refuerzan esta concentración de riqueza en manos de unos pocos”

El informe de Oxfam coincide con otros diagnósticos difundidos recientemente sobre la disparidad de la renta y de la riqueza entre los españoles: la Organización Internacional del Trabajo (OIT) dijo el pasado 5 de diciembre que España y EEUU son los dos países donde más crecen las diferencias salariales y de ingresos, y cinco días más tarde la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) identificó a España como la economía, de las que forman parte de este club de países desarrollados, en la que más aumentaron las desigualdades durante la crisis.

En su dictamen, previo a la cumbre del Foro Económico Mundial, que reune desde hoy en Davos (Suiza) a líderes políticos, dirigentes económicos e inversores, Oxfam pronostica que el “vertiginoso incremento de la desigualdad” llevará a que el año que viene el 1% más rico de la población mundial tendrá más dinero que el 99% de la humanidad.

Oxfam asevera que una de cada nueve habitantes del planeta carece de alimentos suficientes y que más de 1.000 millones de personas viven con menos de 1,25 dólares al día. La quinta parte de los multimillonarios globales “tiene intereses en los sectores financiero y de seguros”, y su patrimonio creció 11% el año pasado, dijo Oxfam. A Oxfam le preocupa que el poder de lobby de esos sectores constituya “una importante barrera en la reforma del sistema impositivo global. El grupo propone que se persiga laevasión individual y empresarial de impuestos, que se invierta más en servicios públicos gratuitos y se instrumente un desplazamiento de los impuestos hacia el capital y la riqueza para contribuir a resolver el problema.

 Informe de Intermon Oxfam.

FUENTE: www.ibercampus.es