¿Qué negocio puedo emprender que no requiera demasiado tiempo y dinero?

Esta es posiblemente la pregunta más común que se hacen miles de personas alrededor del mundo.  Y de hecho, es por ello que existe este blog.   Porque yo también necesité muchas veces encontrar alternativas de pequeños negocios para equilibrar los gastos del hogar.
Tarde o temprano todos hemos necesitado iniciar algún tipo de emprendimiento que nos permita generar algunos ingresos extras sin que necesariamente se convierta en un negocio formal o que requiera una gran inversión de tiempo y recursos.
La buena noticia es que gracias al Internet cada vez hay más alternativas accesibles para cualquier persona que se proponga iniciar un negocio y muchos recursos en la red para poder construirlo.
Y no hablo de esas propuestas sensacionalistas de hacerte millonario de la noche a la mañana sin hacer nada ni mucho menos.  Hablo de pequeños negocios reales, que puedes hacer si te lo propones en serio. Y que generan ingresos en serio.
Es por ello que sin más preámbulo te presento en esta edición una lista de al menos 10 ideas de pequeños negocios que cualquiera (con determinación y ganas de aprender) puede iniciar sin salir de casa.

Lista de 9 Ideas de Pequeños Negocios

1. Vender desde casa con tus redes sociales

El comercio electrónico está en auge hoy en día y lo mejor de todo es que se puede iniciar a cualquier escala.  Es por ello que no necesitas ser una gran empresa para comercializar productos a través de redes sociales.
La estrategia más sencilla consiste en elegir una o dos líneas de productos que puedas conseguir a buen precio por mayor y venderlas localmente en tu zona por unidad a través de tus redes sociales.
Idealmente debes crear una página en Facebook e Instagram destinada en específico para funcionar como tienda desde la cual puedas hacer prospección, conseguir clientes y generar ventas.
La clave del trabajo residen en tomar buenas fotos, promover los productos con descripciones atractivas, ser muy formal en cuanto a la información de entregas y tener una buena estrategia de logística para que el producto llegue a las manos de tus clientes en buenas condiciones, con un bonito empaque y en buen tiempo.
Las referencias de tus clientes te ayudarán a tener más clientes y por tanto más ventas.

2. Promover productos con marketing de afiliados

El marketing de afiliados es una industria que mueve cientos de miles de dólares mensuales en ventas en muchas partes del mundo.  Consiste básicamente en promocionar productos digitales fabricados por terceras personas.
El afiliado básicamente es un promotor o vendedor de productos por los cuales ganas comisiones que oscilan alrededor del 40% o 50%.
Lo bueno de ser un afiliado es que no tienes que fabricar nada ni crear el producto.  Tampoco tienes que preocuparte por las garantías o la comunicación con el cliente ya que todo eso lo hace la plataforma en conjunto con el creador del mismo.
Tu trabajo como afiliado consiste en elegir uno o varios productos en una enorme base de datos donde encontrarás cientos de cursos, libros digitales, vídeos, podcasts y muchas cosas más que puedes comercializar.
Una vez que eliges el producto, entonces te llevas el enlace para colocarlo en tus propias redes sociales, grupos, sitio web, etc.  Por supuesto debe ser una venta elegante que realmente atraiga el interés de potenciales compradores y una vez que el producto se vende, tu ganas una comisión.
No necesitas más que dedicar unas cuantas horas desde casa para promover los productos cada día y comenzar a generar ventas casi en automático.  Te sorprenderá lo bien que funciona este modelo.

3. Vender tu conocimiento creando cursos digitales

Siempre le digo a mis amigos: tu tienes algún conocimiento por el cual alguien estaría dispuesto a pagar.
Y es verdad.  Todos hemos adquirido experiencias y conocimientos a lo largo de nuestra vida que valen mucho.  Excepto que no hemos aprendido a comercializarlos.
Hoy en día existen variedad de plataformas para crear cursos digitales que te permiten convertir tu conocimiento en cursos y venderlos a otras personas.
Tan solo imagina que haces un curso sobre cómo hacer el servicio de cambio de aceite a tu auto.  Realizas un juego de 10 vídeos de 15 minutos cada uno y decides venderlo en $19 dólares.  Un precio sumamente accesible para alguien que quiere ahorrarse mucha plata haciendo por si mismo este mantenimiento.
De ese precio la plataforma se queda con una parte y tu recibes digamos unos $10 dólares por curso vendido.  Imagina que a lo largo de los meses logras vender unos 15 cursos por mes entonces estarías generando unos $150 dólares mensuales.   Ahora imagina que tienes 5 cursos funcionando con distintas temáticas en la plataforma.   ¡¡Ahí está la magia de los cursos digitales!!
Para comenzar necesitarás equipo muy sencillo y económico:
  • Tu teléfono celular con buena cámara
  • Un micrófono de solapa
  • Un lugar adecuado para hacer la filmación de tus vídeos
  • Un aro de luz para mejorar tu iluminación

4. Desarrollar y vender aplicaciones

Otro negocio muy rentable hoy en día es el desarrollo de aplicaciones.  Sin embargo debo aclarar que por ser un tema técnico requiere que tomes uno o varios cursos de programación previos a lanzarte a esta aventura.
Sin embargo, la preparación para poder hacerlo sin duda vale la pena ya que con el tiempo todas las empresas grandes y pequeñas requieren de diseñadores que les trabajen sus Apps para poder tener un contacto más directo con sus clientes y ofrecer sus servicios.
Si el desarrollo de software es lo tuyo puedes especializarte en esta área y comenzar a generar ingresos a tiempo parcial utilizando algunas horas de tu día.  Incluso hay plataformas que te permiten crear aplicaciones prefabricadas, es decir que no todo se tiene que hacer desde cero.

5. Gestionar redes sociales para pequeños negocios (community manager)

Las redes sociales se han convertido hoy en día en la herramienta de comunicación y ventas de todo tipo de negocio y organización.  Incluso cada día más los profesionales como médicos y abogados hacen uso de sus redes sociales para posicionarse de manera personal y atraer más clientes.
Sin embargo, con el paso del tiempo hemos descubierto que la gestión de las redes sociales no solamente requiere tiempo y dinero sino también el conocimiento adecuado para generar contenidos y mantener la interacción con los clientes.
De ahí que muchas empresas han optado por delegar esta función a los community managers para que se hagan cargo de las actividades relacionadas:
  • Diseñar publicaciones
  • Editarlas y programarlas
  • Responder mensajes
  • Moderar mensajes
  • Revisar estadísticas
  • Generar más alcance y engagement
Es por ello que si te gusta la gestión de redes sociales, tienes conocimiento y estás dispuesto a realizar estas tareas para tus clientes entonces puedes convertirte en un experto y ofrecer tus servicios generando un buen ingreso extra desde la comodidad de tu hogar.

6. Ghostwriter: Escribir artículos y posts para terceros

Saber escribir es un arte.  Saber comunicar utilizando las palabras correctas para transmitir un mensaje de manera persuasiva y emocional requiere una habilidad muy particular.
Si te gusta escribir y cuentas con esta habilidad, entonces puedes dedicarte a redactar textos, copys o bien artículos completos para redes sociales, revistas, blogs e incluso videos.
Las empresa suelen pagar por personas que les realicen estas actividades y lo puedes hacer por solicitud.  Normalmente el precio de un copywriter depende de la calidad de sus publicaciones y el tiempo en el que las entrega.
Para comenzar es recomendable tener una página web o una fanpage con un portafolio básico donde des a conocer tu trabajo y luego incursionar en diversos foros y grupos donde se solicitan los servicios para poder ofrecerlos.   Recuerda que en la venta la imagen y los detalles lo es todo.

7. Vende tus servicios a través de Fiverr

Para quienes no saben, Fiverr.com es un sitio espectacular para encontrar servicios diversos a bajo costo.  Su nombre de hecho deriva del hecho de que todo se puede encontrar a partir de cinco dólares (five) o en múltiplos de cinco.
La parte que no todos conocen es que también puede ser un excelente negocio para quienes desean promover sus servicios a tiempo parcial.
De ahí que si eres un diseñador gráfico, editor de vídeos, programador, locutor, traductor de documentos o incluso actor hay una enorme demanda de personas requiriendo servicios que puedes vender con tu trabajo.
¿Cómo funciona?  Esencialmente estos son los pasos:
  1. Regístrate en Fiverr.com
  2. Crea tu portafolio de servicios o trabajos
  3. Promueve un servicio en específico y asígnale un precio
  4. El precio deberá ser desde $5 en adelante
  5. Comienza a recibir pedidos
Ahora te diré algunos secretos para tener éxito en Fiverr:
  • Se específico y claro en lo que ofreces para evitar falsas expectativas
  • Se cumplido con tus trabajos en tiempo y alcances
  • No pretendas hacerte rico con un solo trabajo, piensa en volumen
  • Procura entregar trabajos rápidamente
  • Mantén una buena comunicación con tus clientes
Ahora imagina que promueves un servicio de creación de logos por $10 dólares.  Y que obtienes unos diez a quince requerimientos de clientes por semana.  Estamos hablando de un ingreso aproximado de unos $500 dólares desde la comodidad de tu casa, trabajando un negocio pequeño.
O quizás no tan pequeño…

8. Conviértete en Youtuber

Youtube es posiblemente la universidad “gratuita” mas grande que existe.  Es increíble como hay youtuberos que ganan muchísimo dinero diversas temáticas.
El modelo parece ser muy simple y de hecho lo es.  Recuerda que en Internet el contenido lo es todo.  Así que si tienes la habilidad para pararte frente a la cámara y desarrollar con soltura, carisma y autoridad cualquier tema, seguramente tienes todo para ser un yutubero.
Básicamente Youtube te paga por la publicidad que Google coloca en tus vídeos.  Si, justamente esos banners que todos hemos visto al momento de reproducir cualquier vídeo.
Te sorprendería saber que el negocio de la publicidad es un negocio millonario que deja a Google jugosas ganancias.  Pero lo bueno es que tu también puedes ser parte de ese interesante concepto ya que Google reparte una buena porción de esas ganancias entre sus editores.
De ahí que lo que tienes que hacer es suscribirte a Google Adsense que es la plataforma de publicidad de Google y activarlo en tu canal de youtube para poder monetizarlo.
Por supuesto que hay que cumplir con algunos requisitos mínimos para poder ser habilitado para generar ingresos pero nada que un buen Youtubero no pueda cumplir, y de hecho Google lo requiere para garantizar que seas un proyecto serio que realmente genere tráfico y ganancias.
A partir de ahí, Google te mostrará un estado de cuenta y te pagar mes por la publicidad con la que tus usuarios interactúen en tu canal.   Así que, manos a la obra.

9. Gana dinero como gamer en Twitch

Como lo acabamos de ver, grabar vídeos dirigidos a una audiencia especializada es sin duda una forma de iniciar un negocio digital sumamente rentable.
Sin embargo este concepto ha evolucionado y hoy en día el streaming se ha convertido en otra variante de este negocio que ha sido muy bien explotado a través de plataformas como Twitch.
En esencia la diferencia es que en lugar de mostrar vídeos pregrabados en estas plataformas transmites en vivo y en directo creando audiencias muy interesadas en tu contenido.  Los gamers de por si han sabido aprovechar muy bien esta tendencia.
Pero ¿Cómo se gana dinero en twitch?
Básicamente hay cuatro formas de hacerlo:
  1. Conseguir suscriptores de pago para tu canal
  2. Obtener donativos de tus espectadores
  3. Por anuncios publicitarios en tu canal
  4. Por acuerdos de afiliados y patrocinios
Debo decir que twitch es una genialidad que está generando cada día más oportunidades para los editores.
Como puedes ver, hay mucho que aprender.  Y bueno no podría ser diferente pues todo negocio aunque se diga que es pequeño requiere de mucha dedicación, aprendizaje y optimización constante.

¿Por dónde comenzar?

Antes que nada diré que todas estas ideas son viables y funcionan de hecho me atrevo a decir que he probado casi todas y en cada una he podido generar ingresos.
De hecho alguien dijo por ahí que nunca es bueno “poner todos los huevos en la misma canasta” y es por eso que incursionar en distintas ideas de negocios puede ser bueno en la medida que vas midiendo cuál idea te funciona mejor en función de tiempo, conocimiento y resultados.
Te recomiendo:
  • evaluar cada una de las ideas de emprendimientos acá presentadas
  • preguntarte cual te atrae o con cual te sentirías cómodo trabajando
  • luego prepara un plan
  • y finalmente tomar acción
Recuerda que la ejecución es muy importante.  De hecho la ejecución es el 90% del trabajo porque si bien te puedo asegurar que todas las ideas funcionan, no todas producen los mismos resultados a las mismas personas.  Es por ello que tu propio plan de trabajo y la forma como ejecutes es fundamental.
Así que, ¿estás preparado para emprender tu pequeño negocio desde casa?

 

 

 


 

FUENTE: BUSCAR EMPLEO – 100 ideas de negocios

VER + EN  https://www.1000ideasdenegocios.com/2021/04/ideas-para-emprender-un-negocio-pequeno.html