Saber cómo trabajar en red es lo mejor para su carrera profesional.

¿Teme asistir a fiestas de oficina? Usted no está solo. Mucha gente odia tener que pasar una hora charlando en una habitación llena de extraños. Desafortunadamente, tiene que hacerlo, aunque sólo sea porque se preocupa por su carrera. El viejo dicho, “No es lo que sabes, sino a quién conoces”, gramaticalmente cuestionable, sigue siendo perfectamente cierto. Cuantas más personas pueda conocer y crear vínculos, mejores serán sus probabilidades de éxito. 

Con esto en mente, la empresaria y conferenciante Alaina G. Levine, autora de “Networking para Nerds (’empollones’): buscar y acceder al juego oculto del cambio de oportunidades de empleo en todas partes”, confiesa: “Yo misma soy un nerd”. Levine se graduó en matemáticas, cuando su asesor le dijo que no había puestos de trabajo para los matemáticos – aparte de enseñar a otras personas a ser matemáticos – pensó que algo andaba mal.“Empecé a darme cuenta de que a los científicos y a otros nerds no se les enseña lo que es la creación de redes y por qué es importante”, dice ella. “Tuve que aprender yo misma y quería compartir con otros introvertidos que la red es una actividad auténtica y honorable. No es como vender un coche usado y es una cosa a tener muy en cuenta si vas a seguir adelante en tu carrera. Networking es la herramienta más poderosa, cada uno tiene en su desarrollo profesional su propia caja de herramientas”.La clave, según Levine, es entrar en una dinámica de redes con la actitud correcta. Éstos son sus consejos para hacer las redes lo más apetecibles y rentables posible:

1. Piense en grande
Según Levine, “networking significa elaborar asociaciones beneficiosas que aportan valor a ambas personas”. Es un espectro de actividades que comienza con esa primera interacción y termina sólo cuando uno de los dos cae muerto. Esa primera reunión sirve como base para la asociación”. Cuando conozca a alguien por primera vez, su objetivo debe ser encontrar formas de ayudar a esa persona. Enfoque de la creación de redes en el espíritu de generosidad.

2. Céntrese en las pasiones
Busque actividades, ideas y temas que tanto usted como la persona con la que está hablando disfruten. “Siempre es un privilegio y un placer hablar con las personas que están interesadas en las mismas cosas que uno mismo”, señala Levine. Y si usted puede conectar con alguien hablando de algo que les gusta, eso es una gran manera de empezar una relación.

3. Evite los temas candentes
“No comience con un tema controvertido como la política o la religión”, señala Levine. “Usted quiere asegurarse de que su nuevo amigo le equipara con pensamientos felices . Más adelante se puede hablar de cosas como la política pero al comienzo hay que establecer una buena base para una relación mutuamente beneficiosa y placentera”.

4. Manténgase en contacto
“Tiene que permanecer constantemente conectado con sus colegas “, dice Levine. “Eso no quiere decir que aceche a sus contactos o les envíe fotos de gatos a diario sino artículos y vídeos útiles”. Algo fácil de hacer es enviar felicitaciones o postales. Levine envía cartas manuscritas a colegas, clientes, socios y gente que está en red para que se acuerden de ella y colaboren en su negocio para el próximo año.

5. Tenga la mente abierta
“Una vez escuché a alguien decir que nunca debe trabajar en red con alguien fuera de su profesión, porque ¿qué podría ofrecer?” Dice Levine. “Creo que eso es ridículo.”

Aconseja tener una red amplia, utilizando LinkedIn y Meetup para conectar con personas que compartan todo tipo de intereses. Levine, que es aficionada a correr, tiene previsto asistir a la fiesta de un grupo de corredores que vio recientemente anunciada en Facebook.

6. Considere la creación de un evento
Esto puede sonar como un consejo tonto para gente que odia las fiestas de empresa, pero hay cierta lógica en ello. “Los introvertidos van a ejercer las funciones de red y es un desafío”, explica Levine. Si usted es el anfitrión de un evento, inmediatamente tiene una razón para hablar con cualquier persona, ya que es su trabajo darles la bienvenida al evento.

“No sólo hay que tener la oportunidad de hacer nuevos contactos, usted estará en el punto de mira como el empresario que tomó la iniciativa de organizar el evento,” dice ella. “Eso puede valer oro en red.”

7. Sea estratégico
Usted no va a llegar a conocer a 30 personas en un evento, así que trate de acotar 10 o 15 personas con las que desee asociarse, aconseja Levine. “Recuerde, la fiesta no es el lugar para hacer negocios”, añade. “Disfrute el momento, intercambie tarjetas de visita, y realice el seguimiento posterior”.

8. Coma y beba con moderación
“Esto no es la universidad donde íbamos a eventos por la comida gratis y el alcohol”, dice Levine. “Usted no está allí para ponerse las botas ni emborracharse.”

Hay que mantener el decoro y ser serio en todo momento para que la gente le vea como profesional y pueda establecer contactos de manera eficiente.

9. Sea valiente
La red recompensa a aquellos que están dispuestos a dar un paso fuera de su zona de comodidad. “La mayoría de la gente no tiene el coraje de buscar oportunidades”, dice Levine. “Si usted puede caminar hasta Bill Gates en una fiesta y decir: ‘Me encantaría trabajar con usted y creo que tengo algo que ofrecer”, usted estará en una clara ventaja. Levine señala: “tome ventaja, preséntese y establezca tantos contactos como le sea posible, se traducirá en un mayor número de oportunidades para colaborar”.

FUENTE: http://www.equiposytalento.com/