Las aplicaciones están cambiando la forma que tenemos de movernos en las ciudades. Nos permiten acceder a oásis cotidianos en lugares que creíamos conocer.

No sabemos qué tipo de viajero eres tú, si de los que llevan ya desde hace tiempo en su móvil Global Shark Tracker (una app que identifica en tiempo real dónde se han avistado los últimos tiburones; AppStore y Google Play, gratuita) y Mobile Avalanche Safety Tools(que te mantiene informado de las previsiones y alertas sobre avalanchas; AppStore y Google Play, 8,16 euros) o si eres más tipo gran Lebowsky, que con Hammock Hang Calculator (una herramienta que te recomienda la altura más óptima para colgar tu hamaca dependiendo de dónde te encuentres en ese preciso momento; AppStore y Google Play, 1,46 euros) al alcance de tu pulgar ya te das por satisfecho.

Si viajas a menudo ya tienes que conocer PackingPro (un exhaustivo cheklist para viajeros compulsivos que no se quieren dejar nada sin revisar; AppStore, 2,64 euros), AirHelp(ayuda a la hora de reclamar a las aerolíneas; AppStore y Google Play, gratuita), Entrain App (te echa una mano para restaurar tus biorritmos reajustando tu horario, tus alarmas y tu tiempo de sueño; AppStore, gratuita), WhatsBusy (estima cuánto tiempo te vas a tirar en la cola de espera de seguridad del aeropuerto; AppStore, gratuita) y LoungeBuddy (te cuela en las salas VIP de casi cualquier aeropuerto del mundo con tu billete de turista pagando un pequeño fee anual; AppStore y Google Play, gratuita).

Salvo que viajes a Yellowknife (Canadá), Ulaanbatar (Mongolia) o Yakutsk (Rusia), donde el termómetro no sube de 30 grados bajo cero, alguna de estas apps debería servirte.

Al son de Al Capone en San Francisco

Al Capone terminó dando con sus huesos en la cárcel de Alcatraz en 1934. Mucho se ha escrito sobre esta inexpugnable institución, pero poco sobre su banda de música, los Rock Islanders, compuesta íntegramente por presos, que consiguió arrugar el corancito mafioso del interno número 85 hasta tal punto que decidió compartir muchos domingos con ellos tocando el banjo. Eso sólo demuestra una cosa: la mejor forma de disfrutar de San Franciso –no sólo de acortar las horas en Alcatraz– es a través de la música. Bueno, también demuestra que si te interesa la historia bizarra, no está de más tener la app del canal Historia (sólo funciona en Estados Unidos, pero lo hace gratis para Android, iOS y Windows Phone; gratuita). Pero volviendo a nuestro experimento con apps: Duerme durante el día y levántate para cenar, echar un vistazo a YPlan (AppStore y Google Play, gratuita) y ver qué evento musical de último minuto te interesa más en esta ciudad. Y después del concierto, sí después, a cenar.

Lo mejor de todo es que si te has agenciado un coche para moverte por la ciudad puedes ir a estos con tu propio mayordomo. ¿Qué te parecería que un tipo bien vestido, con el porte de un mayordomo inglés, te esperara en la puerta de ese lugar al que vas y te recogiera las llaves y se ocupara de aparcarte el coche? Caarbon (app para iOS) lo hace posible. El servicio no es gratuito, te cobran seis dólares por hora, pero si alguna vez has leído sobre lo complicado que es aparcar en esta ciudad, seguro que te hace gracia.

San Francisco es ahora mismo la ciudad que más apps genera –mientras lees esto, tranquilamente habrán nacido catorce nuevas startups dispuestas a revolucionar lo que sea… y también van a cerrar otras catorce, pero eso es otra historia– y como utilizan la ciudad como caldo de cultivo, mejor que mejor para tu smartphone cuando estás allí. Puedes tener comida gourmet en 15 minutos en la puerta de tu piso o de tu hotel (Sprig), hacerte la colada a domicilio (Washio, para iOS y Android, gratuita) o conseguir que te hagan cualquier recado que se te pase por la cabeza (Postmates, para iOS y Android, gratuita). Y si estás el suficiente tiempo, hasta te interesa la alternativa al alquiler de vehículos GetAround, que permite el intercambio de vehículos entre particulares (para iOS y Android, gratuita).

211

Los Ángeles de San Francisco

Dentro de quince millones de años, que ni tú ni nosotros, lamentablemente, vamos a ver, la ciudad de Los Angeles, si nada lo remedia, tocará codo con codo a la ciudad San Francisco. Resulta que la ciudad, a merced de la falla de San Andrés se mueve a un ritmo de 0,64 centímetros al año en dirección de la Golden City. Menos mal que no es al revés, que se acerca a quince millones de centímetros al año, porque eso sí lo veríamos y sería una locura. Una locura por el tráfico. En Los Angeles tienes que llevar en el móvil Waze(ofrece la mejor ruta con ayuda en tiempo real de otros conductores; gratuita para iOS, Android y Windows Phone). Si eso no te convence de la importancia de llevar esta app, deberían convencerte los 1.300 millones de dólares que pagó Google hace un año por esta app.

Hay una larga lista de apps vinculadas a la noche y a la gastronomía que cierran a una velocidad pasmosa. La única que sobrevive y tiene suficiente prestigio como para que consuma memoria en tu smartphone es Chefs Feed, que además de ofrecerte recomendaciones de chefs en activo de los mejores platos que se pueden comer en la ciudad (vamos, que te puedes tirar cuatro horas comiendo, yendo de un restaurante a otro) te da también la oportunidad de cocinar con cocineros de primera línea (no son famosos, sólo buenos) codo con codo (gratuita para iPhone y Android).

De todas formas, Los Angeles es una ciudad para jugar. Nos jugamos lo que quieras a que eres un fan de James Ellroy, que en algún momento de tu vida te han hecho tilín las novelas pulp, o que incluso que eres una persona leída y tu novela favorita es El largo adiós, de Raymond Chandler. O eres un cinéfilo que siempre ha querido conocer la ciudad que vio nacer al detective Lew Harper. Si es así, The Silent History (1,74 euros, sólo para iOS) es un libro-juego que te va a obligar a recorrerte literalmente la ciudad. Pero es que, además, como no lo hagas no puedes saber qué pasa a continuación.

Como esa historia te va a dejar exhausto, el tiempo que te quede libre deberías pasarlo en la playa. Para una oportunidad que tienes de no pasar frío en abril… Hay mil y una aplicaciones de surf, pero la única a la altura de tu tabla es Glassy Surf Report (las mejores playas, la mejor información, gratis para iOs y Android). Eso sí, no estaría de más que te descargaras también la Global Shark Tracker…

212

París huele a queso

Andar por París, desde que en 1981 se abolió la pena capital y ser decapitado en una guillotina dejó de ser una opción, es mucho más seguro. Pero, claro, hay barrios y barrios. Tiburones no te vas a encontrar por la calle, ni, creemos, en el Sena, pero quizá no esté de más que lleves en tu smartphone BeSafe! para saber en qué arrondissement te podrían pegar una navajá si le miras mal a alguien al salir de ese garito tan alucinante que te había recomendado ese amigo tuyo que estuvo el mes pasado en París, dónde suelen estar los carteristas galos más avezados, qué estaciones de metro es mejor que no frecuentes de noche y calcular en tiempo real el nivel de seguridad de la zona por la que te estás moviendo (0,89 euros en la AppStore). Así puedes investigar barrios con los que, de otra forma, no te habrías atrevido.

Porque tú eres un aventurero y, en realidad, visitas de nuevo París a la caza del mejor queso. Y ahí es donde tu smartphone te va a echar una mano. French Cheeses es la app-guía definitiva (sólo para Android; gratuita) de quesos galos: tiene 460 referencias, y un listado de 1.400 fabricantes independientes y distribuidores. Tiene un buscador por tipo de queso, tienda, código postal, ciudad… Además tiene un GPS que te alerta cuándo tienes una tienda delante de tus narices que no te puedes perder. Aunque lo más normal es que tu olfato ya te haya alertado.

Es imposible pasar por delante de La Ferme Saint Hubert Fromagerie (19eme arrondissement) o de Alléosse (17eme arrondissement). Pero claro, para llegar hasta allí primero tendrás que saber que existen. Otra cosa es que luego te dejen volver a casa con ese Époisse que canta flamenco en su caja. Nos referimos a tu pareja, tus amigos, al tipo de aduanas o a la azafata de turno.

Y ahí la mejor forma de salir airoso –jeje– es el soborno –menos para el tipo de aduanas, no nos malinterpretes–. La mejor forma de salir airoso de tu chasse aux fromageries sería que cuando te descargaras French Cheeses añadieras también París Pastry App, una selección de 370 pastelerías pintonas parisinas realizada por el ex-pastelero David Lebovitz. El único problema es que esta app (de pago, 3,49 euros) está sólo disponible para iPhone. Al menos, de momento.

Como también está sólo disponible para iOS Keys of the fleas, la guía más completa de mercados de pulgas de la capital francesa.

Posibles soluciones: una, que lleves dos móviles con los dos sistemas operativos. Otro, que incluyas el tipo de móvil entre las cualidades indispensable de la persona que te acompañe cuando viajes. Bueno, eso y que le guste el queso.

213

Londres subterráneo

A lo largo de la ciudad hay varias estaciones de metro abandonadas. ¿Lo sabías, no? La mayoría se utilizan para celebrar fiestas privadas: tienes Strand (que cerró en 1994), pero también más antiguas, como Down Street y Brompton Road (que dejaron de funcionar entre 1932 y 1934). Para encontrar lugares como estos, no está de más llevar en tu móvilHidden London (buscador de sitios poco habituales para iOs y Android). Para llegar hasta allí no siempre deberías andar. No es sano. Un 65% más baratos, a través de Kabbee, puedes conseguir un minicab para moverte por la ciudad (iPhone, Android, Blackberry y Windows, gratuita). También, ojo, puedes ir en bicicleta: Cycle Hire App (alquiler a través de un app gratuita para Android e iOS). Pero, claro, ahora es cuando dices que sí, que mucho buscador potente, que mucho usar apps en Londres, pero que te van a freír con el streaming.

A ver, si te descargas también Onavo (para pagar menos con el streaming, gratuito en la AppStore y Google Play) algo más barato te va a salir. Ahora que estás más convencido, tienes que plantearte, tanto si tienes iOS como si tienes Android, London Pub Crawl, un buscador de los mejores pubs londinenses (es gratuita). Venga, ¿esta vez vas a pasar por la ciudad sin probar una Fyne Ales Jarl, una Moor Beer Revival, o una Bragging Rights (si te van las fuertecitas); incluso una St Austell’s Big Job, después de haber dado unos cuantos sorbos a una Dorset Brewing Company’s Dorset Knob, una Hook Norton’s Old Hooky y dejando para el final una Elland 1872 Porter? Ah, bueno. Aunque puede que lo tuyo no sean las cervezas ni pelirrojas ni tostadas, sino un buen café, que ya sabes que no es tan habitual. London’s Best Coffee (buscador de cafés pocos habituales, gratuito en AppStore y Google Play) te va evitar esa incómoda sensación que tienes cuando crees haber descubierto la cojo-cafetería de Londres y resulta que el café no se lo tomaría ni un lancero de Flandes.

De todas formas, por ponértelo difícil, si sólo pudieras descargarte una app para esta ciudad, deberías plantearte sacar al jugón que llevas dentro. The Walk Game (2,64 euros para iPhone y Android) te propone rehuir a la Policía británica y a espías enemigos mientras resuelves un pequeño misterio. Ideada por el Ministerio de Sanidad inglés, tal cual lo lees, para fomentar algo tan sano como andar, se les ha ido de las manos y se ha convertido en la must app del año.

214

Beberse Roma

Los médicos de la Antigua Roma recomendaban al populus beber sangre de gladiador para curar una larga lista de enfermedades –que nos ahorramos enumerarte para no despertar posibles hipocondrias latentes–. Afortunadamente para la historia, esta práctica no cuajó. Así que ahora lo único sangrante cuando estás en el Coliseo es el precio de la botellita de agua. Salvo… ¿Salvo qué? Salvo que seas de esos avezados viajeros a los que su smartphone les recomienda la descarga inmediata de I Nasoni di Roma, una app que geolocaliza las fuentes con agua potable de la ciudad. De un plumazo te acabamos de ahorrar unos 100 euros en agua.

Si ya conoces EatRome, la app de la escritora de gastronomía Elizabeth Minchilli (2,49 euros en la AppStore; 2,26 euros en Google Play) y ya has probado el pudin de arroz helado, te dejamos tranquilo. Nos atrevemos a sugerirte que tu móvil y tú le echéis un vistazo a Katie Parla’s Rome, una periodista del New York Times afincada en la ciudad (2,49 euros en la AppStore; gratuita en Google Play con otro nombre: Rome for Foodies).

¿De qué te sirve todo lo anterior? El verdadero nuevo reto en la ciudad es encontrar las mejores propuestas de comida callejera: arancini, supplizio…

¿A que no has disfrutado verdaderamente de la noche romana? Misceliamo, Stravinskij, o el bar del Hotel Locarno o Cul de Sac no te dicen nada, y deberían. La referencia en la noche romana es, contra todo pronóstico, la app Travel Guides del diario londinense The Telegraph. (iOS, gratis). Tú descárgatela y nos cuentas.

215